La dueña del león, la oveja y el perro

Superpoderosa, fotografa, todologa y transformer

0 notes

UNA FAN ENAMORADA…

Nunca me he considerado un modelo a seguir, creo que tengo más defectos que virtudes y quizá cuando uno desaparece es cuando una virtud nueva viene a mí.

Sé que como hay cosas que los fans no saben de un artista, hay cosas que un artista no sabe de un fan, por ejemplo que todos tenemos muchos gustos y no estamos en la obligación de amar sólo a un artista y no voltear a ver a otro —eso es algo que considero enfermo y sin sentido, o una mentira —aunque sinceramente no creo que a Ricky Martin le moleste tener una fan que también admire a chayanne.

Así que voy a repasar algunas cosas que creo que una fan y un artista no deben de olvidar:

 1. Fidelidad y agradecimiento: ésto como ya lo mencioné no quiere decir que solo tengas un gusto, mucho menos que vayas a ser el único fan en el mundo. Es más bien una cuestión de “reciprocidad”, ya saben, estar ahí físicamente, moralmente, sentimentalmente; y agradecer a quien gasta un poco de su tiempo en ti —y recordar el límite, esta bien que veas a un artista… ¡¡PERO NO QUIERAS TRANSFORMAR SU VIDA EN LA TUYA!!

2. Rivalidad: es a lo que yo defino como ESTUPIDEZ, ¿Por qué pelear? Un artista puede tener mil fans, y a mi parecer todas deberían de llevarse relativamente bien —Supéralo, ni odiando a todas las fans de Justin se volverá tu esposo — vive y deja vivir. Dedicate a admirar un talento, no a pelear con quien intenta robarte a tu amor platónico para casarse y tener una casita en la colina.

3. Amor. Tanto el artista como el fan deben de comprender que hechos son amores, a veces un fan se siente mal cuando no reconocen tanto esfuerzo, ni siquiera con un gracias, y un artista se pone mal cuando el fan solo tiene reclamos para ellos, si vas a amar a alguien, que sea siempre y sin condiciones ni restricciones. 

4. Obsesión: —no, no estoy cantando —aunque compres la misma ropa que un artista no serás él, vive tu vida —me voy a empeñar en repetir ésto —equilibrio, puede ser un hobbie, pero también atiende tus asuntos. Recuerda que ser fan es un trabajo sin sueldo, así que tienes que ir a la escuela, conseguir un trabajo con paga, vivir una vida y todas esas cosas que muchas personas que conozco olvidan.

5. Sensibilidad: ¿Te sientes realizado con que un artista sepa tu nombre? Amigo, nunca debes de forzar a alguien a cruzar la delgada línea fan-artista, el artista es amable contigo pero eso no te da derecho de sentirte su beffo y hablarle como si fuera hijo de vecina, ten un poquito de educación. Igualmente recuerda que todas las personas tienen sentimientos, días malos y buenos así que si un día por tu intensidad te ganas una grosería no te enojes, mejor reflexiona…


Por el momento me dentedré aquí —el perro se soltó y “muerde” por escribir, éstos consejos les doy porque su amiga soy —creo, no sé la verdad…

Filed under fans fan artista cantante relaciones reflexion cruda sarcasmo realidades defectos virtudes

0 notes

Mi mente perturbada (anexo a CDF)

Mi mente y mi corazón eran en ese momento un mar de emociones incontrolables, idénticas al huracán que ataca sin piedad —y mi parte lógica estaba consciente de que era una pésima comparación —tengo seccionados mis asuntos: Papás. Amigos. Sebastián.

Sí, Sebastián tiene dedicado un capítulo completo en mi libro, ¡ese maldito imbécil me ha hecho algo imperdonable!
—No es su culpa —dice mi mente en pose de terapeuta —eras consciente de todo.
—No quiero amarlo, ¡No ahora!
—¿Acaso no querías un poco de atención? Él daría la vida por ti —Me responde con malicia, burlándose de mí.
—Él se merece a una persona mejor, moralmente, y mentalmente.
—El papel de víctima no te queda querida.
—Me duele tanto —derramo una lágrima, Sebastián es ese silencio que últimamente me acompaña, que me ha generado pleitos con todos. Sebastián se ha vuelto TODO.
—El amor duele, si no duele, no sirve —vuelve a reprimirme mi otro yo
—¡Qué el amor se vaya al diablo y se lleve mi dolor! ¡No quiero éste castigo para él!
—¿Amarte es un castigo? Querida el siglo XVIII se quedo muy atrás, el romanticismo no es lo “in” así que no gastes pensamientos en versos cursis como ese.
—¿Y tu qué sabes? —le pregunto furiosa —sólo yo sé que es lo que siento.
—Tu y yo somos la misma canción —se burla otra vez.
—Y aún así ni tu me entiendes, deberías de ayudarme a decidirme por dejarlo, y solamente te dedicas a cuestionarme.

Mi subconsciente me toma la cara con ambas manos, y con suma seriedad comienza el sermón.
—Erika, hablando en serio, y siendo yo la minúscula parte fría que queda en tu cabeza; Sebastián te vuelve loca y te trajo lo que tanto pedías: calma y un poco de felicidad, deja de pensar en dejarlo, equilibra todo y sé feliz. A tu madre no la vas a cambiar, un padre que no tiene celos no es un padre, tu mejor amigo está enamorado de ti y le molesta mucho verte feliz con alguien que no es él, pero al final lo único que importa es que Erika no vuelva a salirse a las 2:00 de la tarde y regrese a las 12:00 del día siguiente, lo único que importa es que Erika no siga sintiendo ese odio y esa maldita soledad… Porque no sabes cuando va a llegar el punto final al párrafo, y nadie quiere que la historia tenga un mal final…

Ella tenía razón, si todos a mi al rededor se preocupaban por ellos mismos yo tenía que aplicarlo también, por alguna razón mis lágrimas inundaban mi rostro, mis ojos, mi corazón, mi alma.

Entonces el timbre de mi celular interrumpió mi terapia con mi otro yo, era Sebastián.
—¿Qué pasa? —fue lo único que atune a decirle.
—¿Estás bien?
—Necesito hablar.
—Voy por ti, y no acepto un “no” como respuesta.
—No iba a decir que no —me reí amargamente de mi mal chiste.
—Eso me alegra.

Ahora si, Sebastián iba a saber todo de mí, porque lloro y río a la vez. Porque no podía estar con él…

Filed under cuento historia amor novela desamor alma lagrimas fic

0 notes

MI LEÓN… MI BELLO LEÓN

Las personas solemos decir cosas como “soy buena onda, pero cuando me enojo ¡Aguas!” muchas veces; no vine a criticarlas, vine a contarles de mi ¡Aguas!

Me resulta sencillo decirte que soy alguien temperamental, aquí hay de dos, o me caes bien, o me caes mal; pero, ¿Por qué me caerías mal? He cometido muchas veces la tontería de darle mi confianza a todos; soy de aquellas personas que aún tienen fe en el cambio, en que “el lado oscuro” disminuya, y justamente las veces que más me he encariñado con alguien, hieren mi confianza.

Aquí pasamos a tres fases:
1) Odio: cuando alguien te traiciona, o simplemente te ignora sin explicación alguna, tu furia interna sale y eres como el mismo demonio. Claro está, que tienes que recordar que cuando estamos enojados/as, decimos cosas que no pensamos y que realmente no queremos.

2) Tristeza: ahora te deprimes por haber perdido a alguien a quien pensabas parte de tu vida, pienso yo, que la primera etapa te deja exhausta y por esta razón es más fácil que la tristeza se apodere de ti. En esta parte no buscas la salida, el temblor está en su apogeo.

3) REFLEXIÓN: la última fase de nuestro episodio, cuando llegas aquí es cuando tomas una decisión, luchar por la causa, darla por perdida, o dejarla pasar (creo que hay que luchar cuando tienes mucho que perder, sentimentalmente hablando)

El león también sufre, llora, se pone mal… Éste león está llegando a la etapa 3, prometo cuidarlo.

Atte. La dueña

Filed under amor amistad pensamiento vida relaciones amigos odio tristeza reflexión ira león furia

1 note

El día en que la oveja se enamoró

Después de muchos días de tormenta la oveja volvió al prado, se había escondido tanto tiempo en la cueva temiendo que alguien volviera a hacerle daño; mientras la oveja paseaba por aquel prado encontro a alguien que al parecer cambiaría su vida.

Aquel hombre se acercó y ganó su confianza poco a poco a tal grado que para la oveja no existía nadie más que él, así comenzó a quererlo, así comenzó a amarlo…

Hasta que un día sin misericordia alguna ese hombre miró a la oveja que estaba ilusionada y quizá enamorada y le dijo: “Lo siento, adiós. No voy a estar contigo” la oveja suplicó una y mil veces que no la dejara sola, que no le hiciera lo mismo que ya otro había hecho, él no se detuvo a escuchar y se fue con alguien más.

Ese día encontré a la oveja bajo la lluvia, le prometí que aquel hombre no iba a lastimarla otra vez…

Filed under oveja relato amor drama historia steph blog

2 notes

Al final te dejan sola.

El amor es bipolar, extremista, el amor es blanco o negro.

Todavía me aucerdo cuando te dije que te quería y el tiempo volaba contigo, hablando de cualquier tontería, y hoy pongo la historia en la balanza, el rin esta viviendo el primer round, ¿Y qué crees? Lo bueno salió perdiendo.

Me dolió más ese día en el que una excusa tonta por millonésima vez dio fin a todo, se quedó más aquí, que todo lo bonito que un día pasó.

No sé, a lo mejor hasta éste punto me doy cuenta que no valió tanto para mí como lo había creído.

Así que hoy aunque me duela, voy a dejarte en el olvido…

"Ahora el perro es mi mejor amigo"

Filed under pensamiento drama amor historias blog tu

0 notes

MALDITO CORAZÓN HERIDO

¿Cuántas veces hemos dicho que el amor es una mierda? Y le adjudicamos adjetivos peores y demás groserías.

Hasta yo misma he dicho que no existe, que es una ilusión que al final te lastima… Pero, ¿a qué se debe tanto odio? ¡Es muy fácil! Detrás de esas palabras tenemos un corazón herido, una ilusión partida con nombre y apellido.

Amor, acostúmbrate a que te odie tanto, al menos hasta que encuentre un motivo para bendecir tu existencia.

El perro tiene la culpa, aún no logro domarlo…

Atte. Su Dueña

0 notes

NADA ES PARA SIEMPRE

Me he dedicado a ver la película de moda “A 3 Metros Sobre el Cielo”, y no por gusto, más bien por la necesidad de conocer el tema mas tratado por los amigos ahora.

Sólo puedo decir una cosa, es real, de pronto se acaba y estás solo. Te das cuenta de que no es un mito y en verdad todo lo que tiene un principio tiene un fin; así es la vida, y el amor eterno, las cosas eternas son una mentira para endulzar momentáneamente el tiempo.

Y terminas cuidando al perro sentimiento…